Selección, Orientación Laboral y RRHH

Blog de Jaime Armada Fernández

Espacio colaborativo: Cuando los contactos no bastan para encontrar empleo

Para el espacio colaborativo de hoy traigo otra colaboración de Jorge Pardo Martínez. En ella nos habla sobre algo que ha muchos os es familiar: la búsqueda de empleo y el papel que los contactos tienen en ella. ¿Queréis saber más?

No mucho atrás, hablaba de una persona extraordinaria, Ignacio, un gran profesional de los RR.HH el cual actualmente está desempleado. Pues bien, en esos cafés que últimamente nos tomamos con mayor frecuencia de lo habitual debido a la situación de desempleo que sufrimos ambos, (lo cual tiene a veces su lado positivo, ahora nos vemos más a menudo y me cuenta historias increíbles de su experiencia profesional y puedo aprender mucho de él), me contaba su historia amarga de estos meses tan largos que está viviendo en la búsqueda de un nuevo trabajo y con los “buenos contactos” que él cree o creía tener.

Ignacio el primer mes después del despido, se lo tomó con tranquilidad, descansando y reordenando ideas de cómo quería enfocar la búsqueda de su nuevo trabajo. El plan era crear una estrategia a través de un Cv atractivo unido a la creación de un blog donde expresar todo aquello de lo que sabe en RR.HH y donde pudiera a su vez ayudar a gente desempleada. Su último paso sería tirar de todos sus contactos que Había podido crear a lo largo de su trayectoria cómo director de RRHH.

La primera experiencia de despido, cuando los contactos fallan

Muchísimos años atrás, Ignacio tuvo su primera experiencia como desempleado, fueron 4 meses muy amargos en los que se enfrentó a una realidad que no comprendía. Contactó con Directores Regionales de ETT, Directores de Oficina de ETT, así como Directores de empresas de formación o de muchísimas consultorías donde conocía contactos más que privilegiados, ingenuo de sí, creyó que a través de tanto contacto y debido a su trayectoria, conseguiría posicionarse bien y pronto en diversos procesos de selección, pero no fue así. Al amigo Ignacio, ninguna de estas personas le transmitió la sensación de apostar por él en su búsqueda de trabajo. Aquellos que le respondían le daban la misma respuesta, “Ignacio, envíame tu Cv a ver lo que puedo hacer pero la cosa está realmente complicada.

 

Tras esos 4 meses, volvió a encontrar trabajo, volvió a posicionarse como Director de RR.HH en la que ha estado hasta hace poco trabajando. Entonces, volvieron a aparecer nuevamente aquellos contactos con los que no había podido contar para buscar trabajo. Ignacio se descolocó; de repente todos sabían que estaba en dicha empresa y en dicha posición. Le llegaban correos electrónicos sin haberlo facilitado y llamadas a su móvil de empresa. Se presentaban en la puerta sin previo aviso para reunirse con él y pudo atender a muchos de ellos. No dio la mínima importancia a lo sucedido, quizás por el poco tiempo que duró en el desempleo, y con muchísimos de ellos volvió a colaborar.

La situación se vuelve a repetir…

Y lo que es la vida, y lo que es el sabio y viejo refranero, el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra, y así fue. 9 meses atrás y tras muchos años, se quedó nuevamente desempleado. En todos estos años, había forjado muchísimos más contactos y, esta vez, pobre de él, creyó que con tanta gente a la que había dado negocio, dinero a ganar e, incluso, empleo a familiares y amigos, podría contar con ellos a la hora de encontrar un nuevo puesto de trabajo.

¿Y qué es lo que pasó?, es fácil de adivinar, ¿Verdad?, los contactos volvieron a fallar. De hecho, no recibe respuesta de mucho, pero Ignacio insiste: “Jorge, son buena gente y sé que me ayudarán”. A pesar de todo, por fin se ha dado cuenta en esta segunda vez, que lo ocurrido años atrás, no fue fruto de la casualidad, se vuelve a repetir y por algo será. Somos humanos y tenemos defectos, muchos, pero el negocio y el dinero, nos encanta y cuando podemos crear vínculos para nuestro propio interés, sobre todo si nuestro trabajo son las ventas, hacemos lo que sea. Sin embargo, cuando estos actos no van alineados con nuestro beneficio, cuesta más hacerlos. Por fin, mi amigo tras muchos años se ha dado cuenta de que esto funciona así y que el puesto de trabajo lo conseguirá por sus propios méritos, por su experiencia, por su formación, por lo que es como persona y por lo que vale, pero que no puede contar con sus “contactos”.

Cómo contacto, no hagas promesas que no puedes cumplir

 

Lo más fantástico de la cuestión, es que Ignacio terminó no muchos meses atrás un Máster, y allí amplió su red de contactos con gente importante en el mundo económico, político, empresarial y de los RR.HH. Con todos ellos contactó, y recibe muchos ánimos de todos, pero ninguno le ha abierto la puerta a nada y el día que por fin abrió los ojos, fue cuando un profesor suyo, Juan Luis, le dijo en la escuela de negocios, “Ignacio, envíame tu Cv, tu vas a ser el alumno nº 61 que coloque rápidamente en un puesto de alta dirección, en mi consultora movemos muchas ofertas directivas y con tu perfil en 2 días te he encontrado trabajo”.

 

A pesar de los diversos correos enviados y alguna que otra llamada, Ignacio ya hace un año que no ha vuelto a saber nada de Juan Luis, hasta poco antes de esta reciente Navidad, donde se enteró que la consultora de Juan Luis gestionaba un proceso de selección en el que él cuadraba a la perfección, contactó con él a través de e-mail, de linkedin, le llamó a su móvil, etc, y le envió su candidatura. Semanas después lo volvió a intentar y a fecha de hoy sigue sin saber nada de Juan Luis. Qué tremenda desilusión ¿verdad Ignacio?, Sé que lo sientes es una decepción tremenda con esta persona, que te creó ilusión, que es una persona importante en el sector, que te podría abrir las puertas, pero no llegó a más la cosa, solo en buenas intenciones. Ignacio, quédate con la parte positiva, pues me contabas que en un descanso de este Máster y fumando y charlando de tu futuro con Juan Luis, te regaló un mechero y te dijo “Ignacio, este mechero a mí me ha dado mucha suerte, y a ti te la va a dar”, así que te pido que veas las cosas positivas y al menos no tires el mechero, quizás Juan Luis no te prestó su ayuda pero, ¿Quién sabe? ¡Igual el mechero sí que da suerte! Pensemos de forma positiva.

Tal vez los contactos no sean útiles después de todo…

Esta experiencia, que mucha gente vive en el día a día, supongo que es más cotidiana de lo habitual. En este último café con Ignacio me sorprendí, no por la historia, que ya me parece tremenda sino porque yo personalmente también estoy viviendo durante algo más de un año lo mismo que Ignacio. De repente, ves que los contactos no te servirán a la hora de buscar trabajo pero sabes, que cuando vuelvas a situarte profesionalmente, volverán y te contactarán. Estas experiencias resultan frustrantes y te llevan a plantearte si realmente puedes confiar en la gente cuando las cosas se ponen mal. ¿Los contactos sólo son útiles cuando todo va viento en popa?

…Pero quiero pensar que aún queda gente buena en el mundo

La semana pasada, me enteré del despido de un ex compañero de trabajo, y lo llamé ya que conocía un proceso de selección donde podía encajar. Hoy, mientras escribo, está en Madrid haciendo entrevista final, con muchas expectativas de ser contratado. Ignacio, por su parte, envió un CV de una persona que conoció a una ETT y ahora este chico, le llamó para agradecerle lo que ha hecho por él, pues comienza como repartidor en una empresa, con un contrato de 3 meses inicialmente.

Terminando ya el café, Ignacio y yo, contamos las personas por las que nos hemos movido y nos hemos dejado el corazón. Él durante 9 meses en el paro ha ayudado a 7 personas a encontrar trabajo y yo, por mi parte, a 3 en el año que he estado en el paro.

Y tú, ¿Quieres marcar la diferencia?

Creo que esto último no es algo de lo que uno deba de presumir, pero ambos pensamos que es el camino a seguir, ayudar a los demás, sin pedir nada a cambio, mostrando lo que somos, personas, con humanidad, con sentimientos, apasionados de verdad por los RR.HH. Mostramos pasión por lo que nos gusta, las personas, su desarrollo, ayudarlas y eso si te gusta de verdad, disfrutas. Cuando ves que una persona encuentra trabajo, te sientes bien por saber que has sido un contacto útil y la persona te llama cargada de felicidad para decirte que GRACIAS, que le han seleccionado, que ha encontrado un trabajo, sientes que ese día ha merecido la pena y lo mejor, sientes que tu sitio son los RR.HH, las personas.

Por el momento, Ignacio y yo, compartiremos el mechero de Juan Luis a la espera de que nos de suerte en algún momento y en algún proceso de selección a poder ser, mientras tanto, tú ¿Te unes a nosotros en esta forma de pensar de lo que deben ser los RR.HH, ayuda a los demás, desarrollo y un trato más humano que nunca?

Anuncios

13 comentarios el “Espacio colaborativo: Cuando los contactos no bastan para encontrar empleo

  1. Santiago
    27 febrero, 2015

    Así es. La situación que mencionas la estoy sufriendo en estos momentos, incluso, igual que vosotros, es la segunda vez que paso por esto. Lo peor, es que nos va generando un estado de frustración y rechazo que termina aislándonos.
    Gracias

    • Rocio Pita
      27 febrero, 2015

      ¡Ánimo Santiago! La frustración debe durar justo el suspiro para respirar aire…¡¡luego al ataque de nuevo!! Y el aislamiento, no es la solución, creo que es mucho más constructivo la socialización… ¡Un abrazo enorme y ánimo!

  2. Rocio Pita
    27 febrero, 2015

    ¡¡Es la única opción, ayudar a los demás!! Claro está que es decepcionante ver que otros no te hacen caso, no se preocupan por lo que les cuentas (aunque parezcan atentos)… ¿pero somos nosotros así? Yo NO, veo que vosotros tampoco. ¿Qué cuesta ser ‘normal’? ¿Qué cuesta pasar unas ofertas de empleo a gente que sabes que les puede interesar? Igual a tí no te encaja, pero a otra persona sí… ésa es la cuestión. Si te enteras que necesitan un perfil y conoces al candidato indicado, ¿porqué no decírselo? ¡¡Es una sensación de felicidad genial la que se experimenta, esa es la verdad!!!
    ¿Puedo compartir vuestro mechero? ¡¡Es un honor encontrar gente como vosotros!!

  3. Susana Inés Godoy
    1 marzo, 2015

    Ser “persona positiva”, y “hacer el bien sin pedir nada a cambio” dos columnas importantes que pueden sostenernos con don de gente y con gran y buen espíritu que nos permitirá completarnos como personas íntegras sumado a la honestidad, generosidad, respeto por las personas y por una/o misma/o, y con entusiasmo para salir adelante.

  4. Susana Inés Godoy
    1 marzo, 2015

    Y con respecto a los contactos, y, no bastan para encontrar empleo, pero para muchos como en mi caso que nos discriminan por la edad,y pasa más y más el tiempo, sería una buena alternativa, incluso que sepan que también estamos dispuestos al aprendizaje y los mismos sectores de rr.hh. deberían dar la oportunidad de completar algunos conocimientos a quienes necesitan revisarlos o completarlos. Asi que, una recomendación o un contacto puede acortar distancias entre nuestra situación sin empleo a la oportunidad. Aunque también quisiéramos poder encontrar ese trabajo como la generalidad, como todos en igualdad de condiciones ¿no?. ¡Éxitos!

  5. Jorge Pardo
    2 marzo, 2015

    Gracias a todos por vuestros comentarios y aportaciones, cada una de ellas, muy enriquecedora al presente debate. Coincido con Rocio y Susana, que debemos de sumar, ser positivos y animo a Santiago a seguir peleando y como dice Rocio, a no caer en un aislamiento. En la situación actual, los RR.HH deben dar un giro, más moderno, más humano pero debemos también tratar no solo de generar contactos, sino gestionarlos bien. Es cierto, que muchos de ellos como el post, desde luego ni nos servirán ni nos ayudarán, pero creo que un solo contacto que nos abra la mano nos puede abrir a su vez muchas puertas, es nuestra obligación el ser positivo, el no caer en el desánimo y el abrir puertas como sea. Coincido con Susana que desde RR.HH , si un perfil encaja y tiene alguna carencia ¿por qué no formarlo en lo carente si realmente encaja en nuestra organización?, y claro que sí Rocio, por supuesto que vamos a compartir ese mechero en la búsqueda de nuevas oportunidades, pero no solo tú, sino Santiago y Susana también…..¿vamos a ello y luchamos por ello?

  6. Cristina
    3 marzo, 2015

    Muy conmovedora la historia, y es una pena que muchos del sector de RRHH estemos así. Yo hace dos años también decidí tomar ese rumbo de seguir haciendo lo que me gusta aunque sea de forma voluntaria, y a fecha de hoy colaboro con una Asociación en Talleres de Empleo y ayudando en lo que puedo a la gente. Animo que tarde o temprano llegará nuestro momento.

    Un saludo,

    Cristina.

    • Susana Inés Godoy
      4 marzo, 2015

      ¡Muchas gracias a todos por los comentarios! enriquece, anima, sabemos que no estamos solos, hay alternativas para fortalecernos y alternativs para que las agencias de rr.hh puedan generar mucha más colaboración y verdaderas oportunidades. Saludos y éxitos. Susana

  7. Susana Inés Godoy
    4 marzo, 2015

    ¡Muchas gracias a todos por los comentarios! enriquece, anima, sabemos que no estamos solos, hay alternativas para fortalecernos y alternativs para que las agencias de rr.hh puedan generar mucha más colaboración y verdaderas oportunidades. Saludos y éxitos. Susana

  8. Jorge Pardo
    5 marzo, 2015

    Gracias nuevamente Cristina y Susana por vuestras aportaciones. Te diría Cristina, que tu actitud y aptitud, es la clave y esa apuesta por ayudar a la gente a través de tu conocimiento y experiencia, aportando claves para ayudar, estoy segurísimo que el tiempo te lo debe de premiar y recompensar y por supuesto coincido nuevamente con Susana que RR.HH generará nuevas alternativas y estoy seguro de que ciertas tendencias y comportamientos cambiarán, pues las organizaciones son personas y la tendencia debe ser cuidar cada vez mejor a las personas desde que entran a una organización hasta que salen. Saludos y muchísimos éxitos a todos y espero que el mechero que todos compartimos nos de suerte a todos, como diría Juan Luis.

    • Susana Inés Godoy
      5 marzo, 2015

      Sí Jorge muchísimas gracias saludos y hasta pronto. Susana

  9. Pingback: Conociendo a Jaime Armada | plandempleo

  10. jaume1914
    25 junio, 2015

    Básicamente titularía este buen post como: “HACER POR LOS DEMAS, LO QUE ME GUSTARIA QUE LOS DEMAS HICIERAN POR MÍ”.
    Quizás vuestro futuro este en crear una Consultoría, seguro que tendríais éxito. Tenéis talento.
    Si lo pensáis hacer, podríamos hablar
    Saludos
    Toni

¡Me encantaría saber tu opinión!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 25 febrero, 2015 por en Colaboración, empleo, Jorge Pardo, rrhh, trabajo y etiquetada con , , , , .
A %d blogueros les gusta esto: